Tribunal a quo y ad quem

Tribunal a quo y ad quem

Significado de ad quem

Explicación:Igual en otros lingos romanos, pero NO en inglés, ya que los abogados de habla inglesa han preguntado qué significa el término latino cf. la charla sobre términos de derecho latino en el Congreso de la FIT de 2005 en Tampere, Finlandia.

El tribunal “a quo” es aquel desde el que se envía/remite un litigio al tribunal “ad quem”, por lo que el resto de la frase debe escribirse en función de su contexto. Podría quedarse simplemente con “a quo”, pero prefiero aportar claridad al lector siempre que sea posible.

También tendrá acceso a muchas otras herramientas y oportunidades diseñadas para quienes tienen trabajos relacionados con las lenguas (o les apasionan). La participación es gratuita y el sitio tiene una estricta política de confidencialidad.

Ad quo

Abreviatura de Cuius est solum eius est usque ad coelum et ad infernos que se traduce como “[pues] quien es dueño de [el] suelo, [es] suyo todo el camino [hacia] el cielo y [hacia] el infierno”. El principio de que el propietario de una parcela de tierra también es dueño del aire por encima y del suelo por debajo de la parcela.

Por lo general, una declaración de un tribunal de que se permite (es decir, se concede) una orden judicial; más comúnmente, una concesión de permiso para apelar por parte del Tribunal Supremo de Pensilvania, en referencia a la cual la palabra se utiliza de forma equivalente a certiorari (q.v.) en otros lugares.

Lee más  Donde digo digo digo diego significado

La intención subjetiva de permanecer indefinidamente en un lugar para establecerlo como residencia permanente[2] Junto con la residencia real, se utiliza para establecer el domicilio[3] También llamado animus remanendi. Véase diversidad de ciudadanía.

Se utiliza en el derecho contractual para estipular que un término ambiguo en un contrato se interpretará en contra de los intereses de la parte que insistió en su inclusión. Evita que las adiciones intencionadas de terminología ambigua sean explotadas por la parte que insistió en su inclusión.

Sinónimo de court a quo

Sheila Delany señala que el logro de Bokenham va más allá de la mera traducción al inglés de su principal fuente, la Legenda Aurea de Jacobo de Vorágine: “En todas partes Bokenham reelabora el material, dándole nueva forma según su propia visión”. El colofón del único manuscrito existente indica 1447 como el terminus

ad quem del argumento no permite al Dr. Wallace desviarse más allá de la autopista de circunvalación, hasta la M4, donde el tráfico se desliza con un intercambio aún más incesante que el del ya desesperado Wanderer de Wordsworth.

ad quem debe ser, en cualquier caso, el 8 de noviembre de 1620, fecha de la Batalla de la Montaña Blanca y de la expulsión del Rey de Invierno, como se conocería a Federico a partir de entonces; porque después de esa fecha los bohemios no tuvieron más éxitos, el país fue invadido por las fuerzas imperiales y la rebelión protestante fue reprimida sin piedad.

ad quem: la exposición de los cuerpos de las actrices |estaba claramente destinada a proporcionar una emoción sexual a los espectadores’ (43), mientras que Elizabeth Barry, como Bette Davis, |inspiró una corriente de papeles femeninos de un tipo particular …

Lee más  Real decreto 500 1990 noticias juridicas

Terminus ad quem

Abreviatura de Cuius est solum eius est usque ad coelum et ad infernos que se traduce como “[pues] quien posee [el] suelo, [es] suyo todo el camino [hacia] el cielo y [hacia] el infierno”. El principio de que el propietario de una parcela de tierra también es dueño del aire por encima y del suelo por debajo de la parcela.

Por lo general, una declaración de un tribunal de que se permite (es decir, se concede) una orden judicial; más comúnmente, una concesión de permiso para apelar por parte del Tribunal Supremo de Pensilvania, en referencia a la cual la palabra se utiliza de forma equivalente a certiorari (q.v.) en otros lugares.

La intención subjetiva de permanecer indefinidamente en un lugar para establecerlo como residencia permanente[2] Junto con la residencia real, se utiliza para establecer el domicilio[3] También llamado animus remanendi. Véase diversidad de ciudadanía.

Se utiliza en el derecho contractual para estipular que un término ambiguo en un contrato se interpretará en contra de los intereses de la parte que insistió en su inclusión. Evita que las adiciones intencionadas de terminología ambigua sean explotadas por la parte que insistió en su inclusión.